¿Qué o a quién está mordiendo? El bruxismo: enemigo silencioso de nuestra salud

El bruxismo es el hábito adquirido inconsciente de rechinar los dientes durante el sueño.

El bruxismo es el hábito adquirido inconsciente de rechinar los... seguir leyendo

Por Paulina Pizarro Osses

El bruxismo es el hábito adquirido inconsciente de rechinar los dientes durante el sueño. Como consecuencia de esto, las personas gastan su dinero en tratamientos odontológicos que consisten en placas, drogas y aparatos que evitarán que se sigan gastando los dientes. Sin mencionar la reconstrucción de piezas dentales destruidas.

Hace un mes, para mí el bruxismo era sólo eso. Pero como este medio atrae a terapeutas y profesionales de la salud con ganas reales de solucionar los problemas de las personas —atacando su causa en vez de lucrar con el tratamiento— es que conocí al odontólogo brasileño Lincoln Zuccato.

Ustedes pensarán, “ahora viene la parte donde El Guardián nos dice que la industria farmacéutica nos ha ocultado la cura del bruxismo y que no debemos ir nunca más al dentista porque están todos coludidos. O que debemos asistir a este odontólogo que vive en Brasil para obtener la cura”. Pues no. Don Lincoln nos compartió todos sus secretos. Es más, nos dejó su libro (aún en portugués) donde explica el tratamiento paso a paso y más encima hay un video en YouTube donde grafica qué hacer para solucionar este problema. Si bien el video también está en portugués, con las imágenes se logra entender la técnica. Una vez más, la salud al alcance de todos.

Lincoln Zuccato, odontólogo de la Universidad Católica de Cantinas de Brasil, estuvo en Chile las primeras semanas de mayo promocionando su trabajo que consiste en una tecnología para sanar dolores de cabeza, la consecuencia inmediata y crónica del bruxismo. ¿Sabe usted cuántas personas tienen bruxismo y no tiene idea? “El porcentaje de personas en Chile, yo calculo que es entre el 80% y 85% de la población. De estos, el 20 a 30% tienen dolores de cabeza, todo el resto tiene algún tipo de enfermedad que está directamente relacionada con el bruxismo”, explica don Lincoln.

Recapitulando. El bruxismo, para don Lincoln Zuccato, es la causa desconocida de un montón de enfermedades comunes (irritación, jaquecas, cefaleas, gastritis, mal humor, dolores cervicales, dientes desgastados, encías adoloridas, caída del cabello, vértigo, memoria frágil, estrés, depresión, envejecimiento precoz, cáncer, etc.) cuyo origen es más profundo. Es inconsciente.

Tratamiento Psicosomático

“A través de los dientes es posible conocer la situación emocional de la persona. El bruxismo es el hábito inconsciente de rechinar los dientes. La mayor parte de las personas no sabe que lo tiene y esto desarrolla varias enfermedades en el cuerpo. Uno parte del principio de que las enfermedades no se compran en farmacias o tiendas, uno las fabrica, y una forma de hacerlo en rechinando los dientes”, explica el odontólogo.

El tratamiento psicosomático propuesto por Lincoln Zuccato requiere ciertos procedimientos para ser efectivo:

1. Identificar efectivamente el bruxismo, y todos los problemas bucales asociados. Juntos, el profesional y el paciente deben buscar la solución, para ello se trabaja de forma personalizada y se recalca la importancia de tratar las causas.

2. El paso siguiente será mostrar al paciente la severidad del bruxismo e identificar todos los otros problemas asociados que se desprenden del bruxismo: dolor de cabeza, indigestión, dolor en columna, etc.

3. El profesional deberá hacer un mapa del paciente abordando los problemas desde 3 perspectivas: inconsciente, suerte y bisabuelo; términos que paso a explicar:

Inconsciente

La persona no sabe lo que tiene. “Cuando alguien rechina los dientes es porque está mordiendo un problema o una persona. La pregunta es a qué o quién está mordiendo. El nombre de mi libro, de hecho, es ‘O que ou quem vocé anda mordendo’”, explica Lincoln.

La mayoría de nosotros acarreamos con problemas o traumas desde el vientre materno. Sin mencionar el día a día que nos abruma. Generalmente, el enfoque que usamos para enfrentar estos problemas está errado. Si usted come para alimentarse, pero el cuerpo elimina esos nutrientes sin ser aprovechados, es señal de que está errado. Si duerme para descansar, pero despierta cansado, el cuerpo le está enviando la misma señal.

Una forma de replantearse es prestar atención a todos los problemas que uno enfrenta a diario y preguntarse “¿son míos o de otros?”. Se sorprenderá al saber que usted carga con más problemas ajenos que propios. Luego pensar en una frase que tiene mucho sentido: todo problema tiene una parte buena. Localícela y valorícela.

Una vez identificados los problemas que le aquejan, debe ser capaz de transportar esa mordida inconsciente al consciente. Porque recordemos que esto se trata de cómo curar el bruxismo, y con ello recuperar la salud. ¿Cómo sé en qué momentos rechino los dientes? Y más aún, ¿cómo controlo mi mordida cuando estoy durmiendo? “Usted hace lo siguiente. Amarra una tira de paño en los dedos de la mano, de modo que llame su atención y la de los que lo rodean. No sirven los elásticos, tiene que ser un paño. Las personas le van a preguntar para qué es eso y, antes de responder, verifique si estaba mordiendo y dónde estaba su cabeza en ese momento”, explica Zuccato. Puede ser viendo televisión, leyendo, manejando, trabajando, haciendo labores domésticas, etc., en donde se pillará rechinando los dientes. Lo importante es siempre tratar de saber dónde estaba su mente en ese momento, y la tira de paño le ayudará a estar pendiente.

Localizado el o los problemas, lo que sigue es: eliminarlo, darse un tiempo, compartir o conversar con alguien de confianza, hacer actividades en grupo, tener los pies en el suelo (literalmente andar descalzo, de esa forma se libera electricidad), cantar, tener mentalidad optimista y hacer ejercicio.

Suerte

“Porque finalmente está encontrando un camino que antes no veía. Una persona lleva 20 o 30 años sufriendo un problema y recién ahora sabe que lo tiene”, afirma Lincoln Zuccato.

Bisabuelo

Se dijo que hay tres palabras claves para el éxito de este tratamiento. Una de ellas es ‘bisabuelo’. En este contexto uno pensaría, ¿el bruxismo es hereditario? “Yo le hago una pregunta, ¿usted sabe el nombre de sus bisabuelos? La respuesta probablemente sea no. Y es porque no somos tan importantes para el resto como creemos, y en el futuro nuestros nombres no serán recordados. Por eso hay que tener presente que los problemas tampoco son tan importantes como creemos”, cuenta Zuccato.

Solucionando el bruxismo

Como ya sabemos, las personas que sufren de bruxismo rechinan los dientes mientras duermen, en forma inconsciente. Una vez identificados los problemas, ¿cómo ayudamos a tener un sueño reparador sin mover incesantemente la mandíbula?

1. Alimentación: Nunca coma alimentos sólidos antes de dormir. Prefiera líquidos y tibios. Evite el café, chocolate, pimienta, bebidas alcohólicas, etc.

2. Baño: Antes de ir a la cama, tome un baño tibio de seis minutos. De esta forma, relaja la musculatura de todo el cuerpo.

3. Cama: Después de bañarse, acostar a los niños, apagar la tele y dar las buenas noches, es hora realmente de dormir. Para ello, debe escoger la posición ideal. Existen tres: de enfrentamiento, de defensa y de fuga. Escoja la posición de enfrentamiento, pues nada debe quedar atrapado o doblado. Todo debe estar completamente relajado.

El aporte de otros profesionales

Sin duda que curar el bruxismo no sólo va a depender de la persona afectada. El odontólogo hará el trabajo de reconstruir las piezas dentales perdidas o dañadas, pero una contribución importante la hace la fonoaudiología.

Entendemos que pequeñas o grandes alteraciones en la dentadura pueden interferir en las funciones de masticar, deglutir, hablar y respirar. Por lo tanto, es de gran aporte para mejorar las dificultades que tenga la persona en abrir la boca, estilo de masticar, etc. Y se emplean varios métodos como masajes y ejercicios que aumentan la oxigenación para tratar la tensión muscular, por ejemplo.

Alivie su dolor de cabeza en 30 segundos

Si sospecha que su dolor de cabeza tiene algo que ver con un bruxismo no detectado, lo invito a ver el video en Youtube que mencionaba al principio de este artículo, llamado “Dores de cabeça, nova tecnica”. Se sorprenderá.

http://www.youtube.com/watch?v=phD89c-RrxI 

Ref: ‘O Que Ou Quem Vocé Anda Mordendo’, Lincoln Zuccato.