Los beneficios del ajo para la circulación sanguínea

Las altas temperaturas agudizan los problemas de circulación, con este remedio natural olvídese del cansancio de piernas, brotes de várices y calambres.

Las altas temperaturas agudizan los problemas de circulación, con este... seguir leyendo

El calor agudiza los problemas de circulación, lo que se manifiesta como cansancio en las piernas, brotes de várices y calambres.

Para ello tengo un secreto de mi abuelita Rosa que en mi vejez he puesto en práctica con mucho éxito.

Cada mañana dejo en un vaso de vidrio grande lleno de agua, un diente de ajo pelado y aplastado para que se macere durante el día. Antes de ir a dormir lo saco y me tomo esta agua impregnada de los principios activos del bendito ajo.

Si lo toma a diario, le aseguro que en 40 días es capaz de mejorar una circulación deteriorada. Y después lo puede seguir haciendo una o dos veces por semana.

Yo acostumbro a practicar esta receta bien seguido durante el verano. En invierno trato de hacerlo cada 15 días. Muchas veces me olvido, pero un calambre o un cansancio en las piernas por las noches me avisan que debo tomarlo de nuevo.

Empiece mañana mismo para que pase unas bellas fiestas de fin de año.

¡Mil felicidades!

(Publicado originalmente en la edición 152 de El Guardián de la Salud)