¿Las actividades al aire libre pueden vencer la hiperactividad?

Si usted está librando una batalla a diario con un niño con Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH), probablemente ha soñado con llevarlo a algún lugar lejano y dejarlo ahí. Bueno, ¡hágalo! —es lo mejor para ambos. Ganará un par de horas de paz y tranquilidad, mientras él encontrará un lugar para quemar algo de ese exceso de energía.

Si usted está librando una batalla a diario con un... seguir leyendo

WILLIAM DOUGLASS II, MD

Si usted está librando una batalla a diario con un niño con Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH), probablemente ha soñado con llevarlo a algún lugar lejano y dejarlo ahí.

Bueno, ¡hágalo! —es lo mejor para ambos.

Ganará un par de horas de paz y tranquilidad, mientras él encontrará un lugar para quemar algo de ese exceso de energía.

Para mí es una situación donde todos ganan, y los investigadores prácticamente lo están llamando una “cura”.

Un estudio reciente descubrió que —¡sorpresa!— los niños hiperactivos que pasan más tiempo en espacios abiertos al aire libre, haciendo actividades comunes de fin de semana o fuera del colegio, presentan menos síntomas inmediatamente después.

¿Y necesitaban un estudio para averiguar eso?

Como lo he dicho antes, la mayoría de los niños con TDAH son chicos normales, pero malcriados y potenciados con cafeína, azúcar, juegos de video y televisión violenta. Con razón estos adictos al sofá, encerrados en sus ho

gares, se transforman en pequeños diablillos ultra hiperactivos.

“Prácticamente todos los aditivos alimentarios ampliamente utilizados (colorantes, saborizantes, preservantes, edulcorantes, etc.) están relacionados con hiperactividad, problemas de memoria, alergias y tumores.

Llévelos a grandes áreas al aire libre, como parques, y déjelos correr y saltar hasta el cansancio, así como los niños de hace no mucho tiempo atrás solían pasar sus días, y comenzarán a comportarse como se supone que lo hagan —como seres humanos.

Añada una dosis saludable de disciplina a ese régimen de aire libre, y podría terminar descubriendo su propia cura para el TDAH.